Despertar el hemisferio derecho


Esta semana tus desayunos serán algo diferentes: vas a dibujar mientras los tomas. No importa lo bien o lo mal que crees que dibujas, no importan los resultados en absoluto, lo que importa es que dibujes a primera hora de la mañana.

Es esencial que sigas la pauta de dibujar durante 15 minutos, ni uno menos, ya que es el tiempo que se necesita para concentrarse en una tarea. Si dedicaras menos tiempo, es probable que hicieras solo un garabato simbólico (para librarse de la tarea), mientras que de este otro modo vas a poder dedicar tiempo a los detalles. 

¿Por qué funciona esta técnica?

El dibujo es una habilidad del hemisferio derecho del cerebro, que es el que nos interesa potenciar. A primera hora de la mañana, pocos minutos después de despertarnos, nuestro cerebro se encuentra en estado Alpha (ondas Alpha), que es el estado de flujo relacionado con la creatividad. Es un estado receptivo. Al practicar el dibujo en este momento del día, activamos el hemisferio derecho y su forma de percibir peculiar, consiguiendo efectos positivos a lo largo de todo el día.

Una advertencia: el dibujo atrapa. Una vez concentrados y en estado de flujo, el tiempo pasa sin que nos demos cuenta. Es buena idea poner un temporizador para poder dejarse llevar sin miedo a que se nos pase el tiempo (y para evitar escatimar un solo minuto de nuestro tiempo de dibujo).


Te recuerdo que puedes leer las postales anteriores aquí y que puedes suscribirte para recibir todos los artículos por correo en el menú lateral derecho de este blog.

2 comentarios:

  1. Hola soy Amparofulgi, esta semana me ha encantado especialmente, me lo he pasado pipa!!! todos los dibujos han sido super reveladores, me han aportado mucho, aunque uno fue de lo más rarito e inteligible pero a lo largo del día fue cogiendo forma y mostrándome su mensaje, es increíble como todo puede adaptarse y aplicarse al día a día, me encanta.
    Este ejercicio me aportó mucha claridad mental,comprensión y aceptación.
    Por otra parte hubo un dibujo que fue completado en cuatro días, ha sido fascinate, era como capitulos de un proceso a seguir y entender y tras ello completarse. Lo dicho estoy flipadisima.
    ¡Ah si! lo hice con boligrafos de colores; azul, negro, verde y rojo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo increíble es el rumbo que cada práctica toma según quién lo hace. A mí me ha llevado por el camino de encontrar nuevas ideas, aunque no puedo parar de dibujar y experimentar (ahora mismo llevo las manos manchadas de tinta que no puedo quitar porque uno de los experimentos se me ha desmadrado).

      Si esta práctica te da claridad mental, no la sueltes, incorpórala en tu rutina de aquí en adelante.

      Por cierto, los bolis son bestiales para dibujar. Yo también dibujé con bolis.

      Eliminar