Una técnica con la que subir el ánimo


Esta semana tu ánimo puede subir hasta las nubes, si te dejas llevar. Volverás a aquellos tiempos de tu infancia en las que te inventabas vidas futuras o posibles, profesiones extraordinarias... pero con los recursos que tienes ahora, que son muchos. 

Se trata de adoptar los hábitos de vida de una profesión muy distinta a la tuya. Por ejemplo, los de un trapecista. Comerás lo que comería un trapecista, frecuentarás los lugares y tiendas que éste frecuentaría, te probarás su ropa, entrenarás (dentro de tus posibilidades), leerás sus libros... en resumen, harás lo que harías si fueras trapecista.

Puedes escoger una profesión y adoptar su vida durante una semana, o puedes cambiar de profesión cada día. La primera opción te ayudará a profundizar (y quién sabe si acabas adquiriendo un nuevo hábito), la segunda te proporcionará mucha diversión y sorpresa constante. 

¿Por qué funciona esta técnica?

Esta práctica contiene dos elementos muy importantes en el proceso creativo. En primer lugar se trata de jugar, de recuperar el espíritu lúdico de la infancia, el imaginar y actuar acorde a lo imaginado. En segundo lugar, con este ejercicio vas a encontrar muchos elementos novedosos, desconocidos, que enriquecerán tu mundo.

"Uff, no tengo tiempo...", dirá alguno. Bueno, nunca dije que un taller de creatividad se pudiera realizar sin tiempo, yo solo dije que ibas a hacer pedazos tu rutina. Si no puedes llevar a cabo el ejercicio cada día, practícalo al menos un día de esta semana: más vale respirar un poco que no respirar en absoluto, ¿no crees?

Si es la primera vez que llegas aquí, te recuerdo que puedes ver el resto de las postales del taller aquí. También puedes suscribirte en el menú lateral derecho para recibir todos los artículos por correo.



8 comentarios:

  1. estoy dudando...¿bombero?¿encantadora de perros? ¿fotógrafa ahora que ha salido el sol y puedo fotografiar sombras?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y por qué no todos? Me psrecen muy buenas opciones.

      Eliminar
    2. Detective, decoradora de interiores, veterinaria, astrónoma..... ¿escribujante? Jajajaja! A ver por dónde me da y qué hallazgos me encuentro... Este ejercicio promete!

      Eliminar
    3. Esctibujante es peligroso, yo me puse a jugar a eso un día y ahí sigo. Quedas avisado, si lo haces será bajo tu responsabilidad ;)

      Detective... Mmmm... Tiene muchas posibilidades. Menos mal que las semanas tienen muchos días y se puede jugar a varias cosas. Diviértete!

      Eliminar
  2. Quería ser encantadora de perros, pero parece que mi hermana me ha buscado inquilinos en mi piso por dos o tres semanas, y me tuve que plantear que no llegaba a todo. Así que me convertí en una furia de la naturaleza y busqué mi ropa de invierno. En ese momento de la semana parecía que un tornado hubiera pasado por casa. Luego me transformé en una maruja poseída por don limpio. Quedan en mi face un montón de paginas que ayudan a limpiar y quitar manchas. Y por fin me convertí en interiorista los cost. Mas páginas de decoración, mucho cansancio. Pero la casa está impecable

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, bueno, al menos la casa está impecable. Pero lo siento, no quería empujarte a tareas tan ingratas :(

      Eliminar
  3. Hola soy Amparofulgi ;-)
    En verdad solo pude experimentar un solo personaje, últimamente son muchas las cosas que llevo por delante y poco el tiempo para dedicarme al 100%, pero se me están ocurriendo ideas para llevarlas en medio de mis que aceres y actividades diarias :-)
    El personaje que elegí fue vivir como pintor poseído por su don al cual solo le importaba aprovechar su pasión e inspiración, y fue fascinante porque pasé olímpicamente de todo, jajjajaja, se me olvidaba comer, cogí cualquier cosa de la nevera, no recogí la mesa, en fin solo existía la pintura y yo y esa obsesión por pintar y lo más básico y necesario ;-)
    Fue una gran experiencia, la disfruté enormemente y entendí el descontrol que les rodea y el porque.
    Me encantó, fue un regalo. Y ahora soy un poquitico más flexible respecto al control sobre el orden y la limpieza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, genial, me parece que te voy a copiar la idea de pasar de todo y dejarme llevar por cualquier inspiración loca.

      Eliminar