Despejar la mente

Después de unas cuantas semanas de silencio, parece que se va acercando el momento de volver a la actividad habitual. Esto no sucederá mañana mismo, pero sabiendo que está cerca el momento, es mejor empezar a hacer los preparativos que predisponen la mente para la nueva etapa. Anteriormente ya hablé de crear el espacio físico y temporal. Esta vez hablaré de otra de mis costumbres más eficaces a la hora de preparar la mente.